Castellano
VidaCaixa Blog

La realidad sobre el plástico

La realidad sobre el plástico

Por Miquel Antoja

Existen muchos tipos de plástico que conviven con nuestro día a día: envoltorios de productos en supermercados, envases, tapones, botellas, bolsas de plástico, etc. Este uso cotidiano tiene unas consecuencias devastadoras sobre la naturaleza y la fauna.

El plástico es un material creado por el hombre que nuestro planeta no puede digerir. Las previsiones estiman que en 2050 habrá más plástico que peces en los océanos.

La situación actual del plástico en datos

Para que nos hagamos una idea rápida, una simple bolsa de plástico puede tardar hasta 500 años en desintegrarse. Esto, unido al hecho de que hoy usamos 20 veces más plástico que hace 50 años, hace que actualmente acumulamos más de 8.300 millones de toneladas de este material. Esta cifra equivale a 822.000 veces el peso de la Torre Eiffel de París o al de 1.000 millones de elefantes. Sólo el 9% de este plástico se recicla, un 12% se incinera y el 79% restante está acumulado en vertederos o en el propio medio ambiente. España es el país que más plástico envía directamente al vertedero, 23 quilos por persona y año.

Cada año se producen cinco trillones de bolsas de plástico. Es decir, 160.000 bolsas por segundo. Por suerte, las bolsas de plástico tienen los días contados en España. A partir del 1 de enero de 2020 quedarán totalmente prohibidas en todo tipo de comercios. Actualmente sólo el 35% de ellas se depositan en el contenedor amarillo y son realmente difíciles de reciclar.

¿Es posible reciclar el plástico?

Reciclar plástico no es tan sencillo ni fácil como muchos pueden pensar. Hay muchos tipos de plásticos y cada uno requiere un proceso diferente, y para hacerlo correctamente es fundamental la colaboración ciudadana a la hora de separar de manera selectiva la basura y los residuos. Cada vez somos más conscientes de la importancia de reciclar: el 80% del reciclaje de plásticos corresponde a envases que provienen de los hogares españoles.

¿Qué alternativas al plástico existen?

Con el tiempo han aparecido muchas alternativas al plástico de siempre. Ya es posible crear plásticos de origen vegetal (con almidón de patata o de caña de azúcar), con sus consecuentes beneficios medioambientales. A partir del año 2030 el 100% del plástico producido debe ser biodegradable.

¿Cómo podemos poner nuestro granito de arena?

La manera más eficaz es evitando el plástico y buscando alternativas sostenibles y que fomenten la economía circular. Es decir, cambiar la filosofía de “producir, usar y tirar” por la de “reducir, reusar y reciclar”. Algunos ejemplos serían usar bolsas de tela para transportar nuestra compra de supermercado, realizar compra a granel en vez de producto envasado en plástico, elegir siempre envases de vidrio, llevar nuestra propia taza a las cafeterías e incluso fijarnos en los etiquetados de productos como pañales o compresas para escoger los que no llevan plástico.

Esto también te gustará

Y tú, ¿tienes alguna duda?

Pregunta a nuestros expertos

Todos los campos son obligatorios

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación. Si continuas navegando, consideremos que aceptas su uso. Más información aquí.